6 de julio de 2006

Ynestrillas ve fantasmas

Ante la tragedia que provocó el lunes pasado la muerte de 41 personas en la Línea 1 del metro de Valencia, ha habido unanimidad a la hora de pedir cautela y no llegar a conclusiones antes de tiempo. Sin embargo, el líder ultraderechista Ricardo Sáenz de Ynestrillas siembra la duda sobre el accidente desde su blog: “Me da que en este asunto, como en otros como el 11-M, nos vamos a quedar sin saber la verdad ad calendas graecas”.
Aunque Ynestrillas afirma que no quiere ser “alarmista” ni “pecar de paranoia sensacionalista”, el siniestro se ha producido, en su opinión, envuelto en “extrañas circunstancias”.
La primera "extraña circunstancia" es que “el accidente se produce cuando empieza la semana del Foro de la Familia”; la segunda, que “se produce en vísperas de la esperada y anunciada visita de Su Santidad el Papa a tierras valencianas”; la tercera, que “el presunto accidente tiene lugar en la estación de Jesús”; y, la cuarta, que “la cifra de fallecidos es superior al triple de la cifra de los heridos, cosa harto extraordinaria y sumamente sospechosa” para el autor del blog.
Por otra parte, los medios de comunicación se hicieron eco ayer de la causa del accidente: "El exceso de velocidad”, tal y como reflejó El Mundo.
Este periódico, dirigido por Pedro J. Ramírez y cercano ideológicamente al PP, arremetió contra la seguridad de la línea. “Lo que sí se puede afirmar es que el accidente podría haberse evitado de haber contado el tren que descarriló con un sistema de seguridad análogo al que existe en casi todas las demás líneas de Metro, que limita automáticamente la velocidad”, sentenció.
El Mundo concluyó con que hay que preguntar al Gobierno de Francisco Camps (PP) “por qué la Generalitat de Valencia no aprobó el proyecto de modernizar la Línea 1 hasta hace unos meses y por qué mantuvo un sistema anticuado de seguridad, incapaz de subsanar el fallo humano”.

5 comentarios:

Alber dijo...

Que encierren a este tio, por favor, que no puede estar bien de la cabeza.

Carlos Rodríguez Ibáñez dijo...

Noooo

que le dejen decir lo que quiera!! Solo es una muestra de la paranoia general de la derecha.

Saludos Alber!

Anónimo dijo...

Querido Ynestrillas, respondiendo a su carta le dire que el señor Ratzinger es el anticristo. No tiene usted mas que mirarle esa extraña expresion facial y mueca que hace con la boca. Si fuera usted buen cinefilo (cosa que lo dudo) le encontaria un sospechosisimo parecido con el niño Damien de la pelicula. Lo que todos temiamos a sucedido: Damien ha crecido y se ha convertido en Papa. El accidente de metro en Valencia ha sido un castigo de Dios (compinchado con Zapatero) a la generalitat Valenciana por haber invitado al Papa. Tiene usted razon: El hecho de que la estacion se llamase “Estacion de Jesus” no obedece a mera casualidad. Fue algo pensado y largamente meditado.

La sospechosa cifra de 42 victimas basada en la leyenda de Ali& Baba y los 40 ladrones ha sido una conspiracion perfectamente urdida por el grupo Al-queda (ya sabe usted señor Ynestrillas la importancia que le dan los Arabes a esto de los numeros).

Como ve, todo ha sido un complot judeomasonico entre Dios, Zapatero y el terrorismo Islamico junto con demas “fuerzas invisibles que nos vienen de Moscu”.

(Ahora si no le importa cambie de camello pronto porque le esta pasando la coca cortada con acido lisergico. Le rogaria no se lo tomase a nivel personal con su camello pues no nos gustaria verle encerrado en la carcel otra vez).

Carlos Rodríguez Ibáñez dijo...

ajjajaaaj

Es genial!!

Gracias anonimo por tu aportación!

Saludos

-- dijo...

Todo el mundo sabe que los culpables del accidente de Valencia fueron los americanos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...