4 de noviembre de 2010

Timos.....


El mundo está lleno de pícaros y ciertamente las nuevas tecnologías facilitan que estos refinen sus fechorias. Es relativamente fácil encontrar en la red datos personales, fotografías, números de teléfono, correos electrónicos y varios datos más, y más ahora que el auge de las redes sociales hace que inconscientemente coloquemos en ese gran escaparate, visitado por miles de personas, información sobre nosotros que o bien no debería estar o bien “nuestra buena voluntad o inocencia” hace que no nos percatemos del peligro que esto conlleva.

Ciertamente la crisis agudiza al ingenio –y sin crisis también-  aún hoy en día timos tradicionales  que no necesitan de las nuevas tecnologías, como el del “tocomocho”, el de “la estampita”, el del “nazareno”, los “trileros” que nos podemos encontrar en cualquier esquina, siguen estando ahí y aunque muy conocidos siguen provocando que pobres incautos caigan hasta el fondo, pero todo avanza y el ingenio también y hoy en día lo más habitual son aquellos timos que usan Internet para intentar “vendernos la burra”. Yo mismo recibo constantemente correos electrónicos de supuestas entidades bancarias (phising) en las que se me indica todo tipo de “desgracias” en mi número de cuenta corriente y que lo único que intentan es sacarte los cuartos –cierto es que si picara, nada sacarían- pero eso ya es otro asunto. Son también muy habituales los ya tradicionales: el "timo de la novia atractiva en apuros", el "timo de la herencia",  el "timo del empleo", el "timo del blanqueo de dinero" y alguno más que se estará maquinando mientras escribo estas líneas. Seguro.

Hoy mismo he recibido otro “intento”: Una muy atenta Sra. me escribe en representación de una supuesta agencia de modelos que me indica que mi fotografía que tengo en mi perfil  de Facebook ha sido elegida para una campaña de publicidad de una famosa compañía de refrescos de cola y que se va a desarrollar en el aeropuerto londinense de Gatwick, ahí y solo ahí, (así por “mi linda cara”) ¡nunca mejor dicho! y que se me va a hacer un ingreso de 6.000 euros del ala. ¡Desde luego menudo ingenio! Modelo no voy a ser ¡lastima! lo malo es que seguro que algún pobre incauto caerá pensando que la suerte le ha abrazado y se imaginará que la lotería, en este caso en forma de timo, le ha caído y se verá mentalmente en grandes carteles por todas las paredes del aeropuerto… y de ahí al cine ¡como poco!

Cuidado, amigos, los “pájaros” están en la vida “real” y en la “otra”: la cibernética.

5 comentarios:

andriyleu dijo...

Es cuestión de no caer, en Gmail puedes recibir miles de emails para robarte tu cuenta.

Anónimo dijo...

ta xevere..vale...me gusta

Nicolás dijo...

Reconoce que luces bien la percha. Así cualquiera.

Bajar de Peso dijo...

Muy breve, les cuento lo que me pasó: Caminaba tranquilo por la calle, sin buscar nada pero nada. Se me acerca un individuo un poco mal vestido, y mientras me decía hola, miraba atrás como si se cuidara de alguién, y me dice "tengo un celular recién adquirido". No soy un angelito y me pareció una buena oportunidad, pregunté el precio y obviamente costaba casi el 10% de su valor real, así que a toda velocidad pague al sujeto (antes de que se arrepienta) y me fui a toda prisa con el botín, sintiéndome cómplice, lo mantuve apagado varios días y cuando al fin decidí jugar con mi nueva adquisición, el aparatito no sirvió más que de pisapapeles.
Es cierto que el individuo aquel se aprovecho de mi, pero las malas intenciones también las tenía yo.
Un saludo y que no les pase

electronica dijo...

A veces cansa tantos correos tratando de engañarnos o de vendernos algo, yo siempre reviso todos los correos, hasta el SPAM, y algunas veces hasta me hacen gracia.
Lo que no entiendo es como la gente cae

Últimamente me están llegando correos hasta en Chino.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...