16 de noviembre de 2007

¿Agua para quién?


Hace ya muchos meses que, soterradamente, el Partido Popular viene “olvidando” su discurso del “Agua para Todos”.

Ya resultó sintomático que en la última visita del Sr. Rajoy a nuestra Región, allá justamente por el Mitin de la Campaña Electoral de las Elecciones Municipales de Mayo último, no hiciese mención alguna a la intención de proseguir con el tan cacareado como imposible Trasvase del Ebro. En fin, sería, como digo, un olvido.

Sin embargo tanto trasvasar agua del Ebro costó directamente al Partido Popular 6 Diputados en Cataluña y otros tres más en Aragón… Y la consecuencia no se ha hecho esperar. Tal pérdida no es compatible con el techo de Diputados que el Partido Popular puede alcanzar en la Región de Murcia, lo que, evidentemente conduce a una operación matemática imprescindible. Y también a una consecuencia inmediata: El Programa del Partido Popular para las Elecciones Generales de Marzo de 2008, ya no contemplará como objetivo la realización del Trasvase desde el caudaloso Ebro.

¿Traición del Partido Popular a Murcia? O ¿fin del engaño masivo a que ha sido sometida la sociedad murciana por el Partido Popular, jugando con sus más básicas necesidades?

Quizá ambas cosas pensarán los miles de agricultores que movilizados por la propaganda institucional de la Comunidad Autónoma y los Ayuntamientos populares, no paraban de ejercer presión en la calle a favor de un trasvase desde el Ebro, inviable económica y ecológicamente, lastrado por la opinión de la comunidad científica erudita en la materia y vetado financieramente desde las más altas instituciones europeas, nada proclives a empeñar ni un euro en la consecución de tan estrafalario e irreal proyecto.

Llega el momento de preguntarse el por qué de que el señor Aznar viniese en 2004 a Murcia a poner la primera piedra del Trasvase, cuando lo lógico es que ésta se hubiese colocado en el origen de la obra y no en su final… ¿Por qué inaugurar el grifo, en lugar de inaugurar la toma? ¿Por qué iniciar el tejado sin estructura ni cimientos?

Estas mismas preguntas que, ahora encuentran fácil contestación en cualquier ciudadano de la Región… eran hace unos años cábalas socialistas malintencionadas… Y lucieron por doquier carteles pidiendo “Agua para Todos”, todavía lucen algunos aunque, también soterradamente han ido desapareciendo, poco a poco, de las fachadas de las instituciones públicas de la Región.

¿Y ahora qué? Si todos en Murcia hubiésemos estado esperando el advenimiento del agua del Ebro o, lo que es lo mismo, la caída de la breva… ¿En qué situación nos encontraríamos? Quizá en la de restricciones veraniegas como las de 2003, últimas padecidas en nuestra Región.

Afortunadamente, mientras que los populares se aferraban a carteles de petición de agua, los mismos socialistas que siempre negaron la posibilidad real de un trasvase desde el Ebro, no han estado parados estos 4 años… De la mano de importantes inversiones en la desalación de aguas y en la protección del Trasvase Tajo-Segura, han conseguido ampliar nuestras dotaciones naturales de agua hasta el punto de que las restricciones no han vuelto a repetirse, pese al crecimiento –casi depredador- de nuevas urbanizaciones.

Y es que la solidaridad nace de los actos y no de los carteles. Y si solo hubiese habido carteles, como algunos han pretendido durante cuatro años, la pregunta que encabeza este artículo, sería fácil de contestar ¿Agua para quién? Agua para nadie.

Son las inversiones del Gobierno de España, del tan denostado por estas tierras Gobierno de Zapatero, las que han hecho posible que esa pregunta inicial se conteste de manera bien distinta. ¿Agua para quién? Agua para todos, Agua para siempre.

Por cierto, agua para todos que se suministra en final de red, allí donde la presión del zafarrancho inmobiliario ha hecho crecer la oferta tan descomunalmente como los beneficios de empresas depredadoras con enfermiza obsesión por el beneficio fácil. Por cierto también, agua para todos que, por esa misma razón, de ser suministrada en la costa, preserva los recursos naturales de nuestra Comarca, al tiempo que nos da la posibilidad, de incalculable valor, de disponer en el Noroeste de la impagable posibilidad de llevar adelante un crecimiento ordenado, basado en la diversidad económica y en el respeto al medio ambiente.

La posibilidad de valor incalculable de disponer de recursos medioambientales que puedan ser una verdadera alternativa regional a la apertura de nuevas economías… De convertir nuestra Comarca en la envidia natural de la Región y de aprovechar con inteligencia el futuro, de forma que podamos convertirnos en una auténtica reserva sostenible que aproveche, junto a un Medio Ambiente natural, los recursos culturales, etnológicos, auténticos del cúmulo de nuestra historia.

Es el momento en que, si todos los ciudadanos somos capaces de percibir que podemos conservar y transformar nuestras esencias humanas, culturales, históricas…, podemos sembrar un futuro singularmente esplendoroso para nuestros hijos y nietos, eso sí, con esfuerzo, como siempre hicimos las cosas en esta Comarca y evitando creer que estamos tocados por la gracia de las grandes empresas urbanizadoras que expolian nuestras tierras con objetivos a corto plazo que siempre, ineludiblemente, suponen llenar sus arcas a costa de nuestro futuro.

Espero que estas pocas palabras nos sirvan de reflexión a la gran mayoría de ciudadanos de la Comarca. Pensémoslo porque está en juego la clave del futuro del Noroeste.



Juan del Amor Moya

SECRETARIO GENERAL DE LA AGRUPACION SOCIALISTA DE CEHEGIN

1 comentario:

Truman C. dijo...

La política son quebraderos de cabeza... Te invito a olvidarte de ella y a disfrutar de la vida!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...